La Medicina de Familia es una especialidad que se dedica a

 

la atención integral del paciente adulto en el ámbito local y

 

familiar del propio paciente, es decir,

 

en el ámbito de la atención Primaria: abarca los aspectos

 

Preventivos, de Diagnóstico y Tratamiento de la

 

enfermedad.

 

Realizamos una actividad individual, profesional que

 

conduce a una Atención Personalizada y de CONFIANZA.